Diario Costa del Sol
12/12/2018

Marbella

 

La Costa del Sol afianza su posicionamiento gastronómico logrando el primer restaurante con tres Estrellas Michelín de la provincia

27-11-2018
Visto por 566 personas
Marbella Marbella La Costa del Sol afianza su posicionamiento gastronómico logrando el primer restaurante con tres Estrellas Michelín de la provincia
La Costa del Sol consolida su potencial gastronómico logrando el primer restaurante de la provincia con tres estrellas Michelin, en la gala que se celebró el pasado 21 de noviembre en Lisboa en el que se anunció el reparto de galardones, consiguiendo el cocinero malagueño Dani García la tercera estrella para el restaurante marbellí que regenta bajo su nombre y en el que ofrece una cocina contemporánea, con productos que demuestran la riqueza gastronómica de la provincia de Málaga. Se convierte así en el primer ´triestrellado´ de Málaga y segundo de Andalucía.

El nuevo reparto de galardones, por parte de la guía gastronómica, ha posicionado a Málaga como la provincia andaluza con más estrellas, acumulando un total de 10 distribuidas en 8 restaurantes diferentes. Concretamente, los restaurantes malagueños reconocidos por la guía, incluyendo el de Dani García, son, con una estrella cada uno El Lago de Marbella, Bardal de Ronda, José Carlos García de Málaga, Kabuki Raw de Casares, Messina de Marbella, Skina de Marbella y Sollo de Fuengirola.

El director general de Turismo Costa del Sol, Arturo Bernal, ha expresado su orgullo ante “tan relevante reconocimiento a nivel internacional en el sector gastronómico, pilar fundamental en la industria turística de la provincia de Málaga”.

La atribución de la décima Estrella Michelín “refuerza la riqueza gastronómica del destino, con uno de sus atractivos estrella reconocidos internacionalmente. Se trata de un segmento que consolida su peso, día a día, en la elección del destino por parte de los turistas que visitan la Costa del Sol, al convertirse en el segundo recuerdo más importante del viaje para sus visitantes, según la Organización Mundial de Turismo”, tal como ha indicado Bernal.

Es por ello por lo que Turismo Costa del Sol trabaja intensamente en posicionar este segmento en el marco de la estrategia de segmentación que está llevando a cabo la entidad, teniendo en cuenta la importancia del producto gastronómico en el turismo de la región. “La gastronomía nos ayuda sin duda para explotar mejor las capacidades del destino turístico durante todo el año, pues se trata de un elemento que forma parte de nuestro patrimonio y de la vivencia del turista por lo que esta motivación está indiscutiblemente unida a su itinerario de consumo”, ha destacado Bernal.

Y es que la gastronomía de la provincia de Málaga es uno de los aspectos más valorados por parte de sus visitantes. Concretamente, ocupa el sexto puesto en general en cuanto a las motivaciones para elegir la Costa del Sol y el cuarto si se trata de turismo de interior. Ya en destino, la gastronomía ocupa el quinto puesto en actividades realizadas, detrás de visitas a lugares históricos, turismo cultural, senderismo y visitas a parques naturales.

El 26% de los visitantes asegura que salir de tapas es de las principales actividades realizadas en la Costa del Sol y los turistas con alta motivación gastronómica otorgan un 8,72 sobre 10 a la oferta de restauración del destino.

La Costa del Sol ofrece a visitantes y residentes la más amplia variedad de cocina en los restaurantes más diversos. Además, a la tradicional gastronomía malagueña se une, gracias a la influencia del turismo, la más variada cocina internacional. Además, Málaga cuenta con una de las cuatro denominaciones de origen para vinos y vinagres que ostenta Andalucía y productos genuinos como las pasas de Málaga o las chirimoyas de la Axarquía cuentan con denominaciones de origen oficiales.

La gastronomía para la Costa del Sol “es una elección de primer orden y un factor esencial que debemos satisfacer con calidad, tradición e innovación, como factor de esencial competitividad en un destino consolidado”, tal como ha añadido Bernal. Es por ello por lo que Turismo Costa del Sol viene desarrollando iniciativas como Sabor Málaga, una marca desarrollada para apoyar e impulsar al sector agroalimentario de la provincia y que cuenta ya con más de 600 empresas adheridas.

“La cocina malagueña tradicional es rica en variedad de platos y se ha convertido en un importante complemento de la oferta turística de la provincia. La llamada dieta mediterránea ha constituido desde siempre la razón de ser de los platos de una cocina que, además de sana y variada, está formada por ingredientes de primera calidad que han hecho posible que la gastronomía malagueña alcance cotas hasta hace poco inimaginables” ha concluido Bernal.
Comentarios