Diario Costa del Sol
24/08/2019

Malaga

 

El espeto de Málaga ahora más ecológico

03-07-2019
Visto por 972 personas
Malaga Malaga El espeto de Málaga ahora más ecológico
Pescado, cañas, sal y fuego. Cuatro humildes ingredientes que forman el espeto. Este plato típico de la cocina malagueña es una receta ancestral cuya técnica se ha convertido en tradición.

Este símbolo de la gastronomía sureña se remonta al siglo XIX. La provincia de Málaga vivía fundamentalmente de la pesca y las sardinas eran un alimento para las familias con pocos recursos gracias a su bajo precio. Los avances en el transporte convirtieron a Málaga en una zona turística y fue cuando Miguel Martínez Soler cambió el destino de la cocina malagueña. 'Migué el de las sardinas' abrió su bar 'La gran parada' en 1883 y comenzó a pinchar las sardinas en unas cañas y ponerlo en la arena junto al fuego.

Casi un siglo y medio después de aquella anécdota, el espeto busca ser patrimonio de la humanidad. Este es el objetivo de Marbella Activa, una asociación cívica y cultural, que inició en febrero de 2017 los pasos para que el espeto sea declarado Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la Unesco y cuenta con el respaldo de instituciones, colectivos culturales y gastronómicos, chefs con estrellas Michelin y buena parte de la sociedad civil.

Esta iniciativa cogió fuerza cuando la Comisión de Cultura del Senado aprobó el pasado mes de febrero una declaración institucional para que la candidatura del espeto de sardinas entrara a formar parte de la lista representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad de la Unesco.

Sabor a Málaga, la marca creada por la Diputación de Málaga para la promoción de la imagen y calidad de los productos agroalimentarios malagueños, ha lanzado la campaña “Espetacular” para sumar adhesiones a la candidatura del espeto de sardinas como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.

Una empresa Malagueña, lanzará un envase de agua en tetra brik, con el objeto de apoyar la iniciativa mencionada anteriormente “Espeto Patrimonio de la Humanidad” y al mismo tiempo proteger nuestro medio ambiente, un concepto que ofrece al consumidor final agua en envases 100 % reciclables y personalizados de 0,33 ml, 0,5 ml. y 1 litro.

En las próximas semanas este producto será presentado al Ayuntamiento y Diputación de Málaga, Mancomunidad de Municipios Costa del Sol Occidental, Mancomunidad de Municipios Costa del Sol Axarquía, Asociación para la Promoción Turística de la Axarquía (Apta), Asociación Malagueña de Hosteleros (Mahos), Federación de Empresarios de Hostelería de Andalucía (Feha), Asociación de Empresas de Playas y Chiringuitos de Málaga (Aeplayas), Asociación de Empresarios Hoteleros de la Costa del Sol (Aehcos), entre otros....
Comentarios