Diario Costa del Sol
29/01/2020

Fuengirola

 

Fuengirola utiliza un tratamiento sostenible para prevenir y desinfectar de picudo rojo las palmeras

13-12-2019
Visto por 47 personas
Fuengirola Fuengirola Fuengirola utiliza un tratamiento sostenible para prevenir y desinfectar de picudo rojo las palmeras
El Ayuntamiento de Fuengirola ha utilizado un tratamiento sostenible para prevenir a las palmeras de la ciudad de las consecuencias que produce el picudo rojo y para desinfectar a todas aquellas que ya estaban afectadas por este insecto. Se trata de la endoterapia, por la que se ha intervenido en un total de 137 especies datileras y canarias de diferentes zonas de la ciudad, en cuatro días, para garantizar la prevención total de estas platas que aún no están afectadas por el picudo rojo, así como para curar aquellas que sí se encuentran dañadas por este insecto.

El método empleado por la adjudicataria ha consistido en la realización de entre dos y cuatro perforaciones en los troncos para inyectarles en su interior unos 25 mililitros de benzoato de emamectina. Seguidamente, los agujeros se han sellado con un un tapón biodegradable para garantizar que sus propiedades actúen en el interior de estas plantas.

Según los técnicos, este producto consigue prevenir, en un 100% de los casos, que las palmeras sanas acaben infectadas. A la vez, tiene una efectividad del 70% en aquellas que ya se encuentran afectadas por este ser vivo dañino para esta especie vegetal. Los trabajos han corrido a cargo por la empresa Savia por un importe de 12.552 euros y han contado con la supervisión de un equipo de ingenieros técnicos forestales.

“Llevamos años intentando atajar esta situación con diferentes técnicas. Pero este año hemos apostado por este tratamiento de endoterapia vegetal innovador y sostenible por tres razones: por su bajo impacto medioambiental; porque es seguro para todos los ciudadanos; y por su efectividad. Se trata de una técnica completamente alternativa a los tratamientos químicos utilizados anteriormente”, ha manifestado el concejal de Ecología Urbana, Antonio Carrasco.

El picudo rojo es un insecto invasor que llegó al sur de nuestro país en un cargamento de palmeras infectadas proveniente del Sudeste Asiático a finales del pasado siglo. Posteriormente, se expandió a los palmerales del litoral mediterráneo, ocasionando una plaga que, aún hoy, está siendo combatida por muchos ayuntamientos y jardines privados. Su incidencia en las palmeras es altamente devastadora y les puede llegar a causarles la muerte.
Comentarios